China inaugura el radiotelescopio más grande del mundo para detectar vida extraterrestre

BuyBitcoinswithCreditCard

El mayor radiotelescopio del mundo, con un diámetro de 500 metros, ha comenzado a funcionar. Este domingo, en el condado de Pintang, provincia de Guizhou, en el sur de China, ha quedado definitivamente completada su instalación, y el ingenio, conocido como FAST («Five-hundred-metre Aperture Spherical Radio Telescope») por sus siglas en inglés, ha iniciado su periodo de pruebas. Su misión será buscar radioemisiones procedentes de estrellas en rincones hasta ahora inalcanzables del Universo y detectar posibles señales de vida extraterrestre.

Construido en poco más de cinco años y con un presupuesto para su fabricación de 1.200 millones de yuanes (160 millones de euros), FAST es la nueva joya de la corona del ambicioso programa espacial chino, con el que Pekín aspira a codearse con EE UU en un futuro en el área de innovación científica y descubrimientos históricos. En un mensaje de felicitación tras la inauguración del telescopio, el presidente chino, Xi Jinping, ha declarado que “el lanzamiento representa un enorme avance en la investigación científica del país y es sumamente significativo en la estrategia china de llevar adelante la innovación”.

Más grande que Arecibo

FAST Five-hundred-metre Aperture Spherical Radio Telescope

La instalación de los 4450 paneles comenzó en 2001 y terminó en julio de este año. Pero ya está listo y con 500 metros de diámetro y un presupuesto de 180 millones de dólares, China ha conseguido pulverizar el récord del observatorio estadouniense en Arecibo.

Investigadores, según cuenta la agencia estatal de noticias, creen que puede ser una herramienta clave para la búsqueda de ondas gravitacionales, conocer mejor la estructura y naturaleza de las estrellas y escuchar signos de vida extraterrestre.

Sus números impresionan: su medio kilómetro de diámetro deja muy atrás los 305 metros del telescopio hasta ahora mayor del mundo, el de Arecibo en Puerto Rico, y tendrá una sensibilidad cercana al doble, según presumen sus responsables. En su superficie caben 30 canchas de fútbol y está formado por 4,450 paneles que costó once meses ensamblar. Instalado en una zona privilegiada, en un área de roca kárstica de Guizhou que garantiza un perfecto drenaje y le aísla de vientos y de interferencias de radiofrecuencia. Para garantizar el mayor aislamiento posible, y que su funcionamiento no se vea alterado por señales de WiFi, telefonía móvil o televisión, las autoridades chinas ordenaron el desalojo de las aldeas en 5 kilómetros a la redonda, con un total de 9.000 habitantes.

En los ensayos antes de comenzar su funcionamiento, según la agencia de noticias Xinhua, ya ha empezado a arrojar resultados prometedores y ha conseguido captar señales de un púlsar -una fuente pulsante de energía correspondiente a una estrella de neutrones distante- a 1.351 años luz de laTtierra. “Una vez esté completado, FAST liderará el mundo por lo menos durante 10 o 20 años”, ha asegurado Yan Jun, director general de los Observatorios Astronómicos Nacionales de China, responsables del proyecto. La Academia China de Ciencias subraya que el telescopio “ha sido diseñado, desarrollado y construido enteramente por científicos chinos”.

Binance

«El objetivo último de FAST es descubrir las leyes del desarrollo del Universo», explicaba Qian Lai, investigador de los Observatorios Astronómicos Nacionales de la Academia China de Ciencias. «En teoría, si hay una civilización ahí fuera, las señales de radio que nos mandarían serían similares a las que escuchamos cuando estudiamos un púlsar», siguió explicando Qian.

Como en otras instancias de su programa de exploración espacial, China ha asegurado que FAST estará abierto en el futuro a la colaboración con otros países. Pero eso será, puntualiza, cuando el telescopio funcione a pleno rendimiento, algo que puede tardar aún al menos dos o tres años.

“En cuanto el telescopio funcione normalmente, el Comité de Asignación de Tiempo (TAC, por sus siglas en inglés) distribuirá los periodos de observación de acuerdo con el valor científico de las propuestas. Se aceptarán también propuestas de científicos extranjeros. Habrá científicos extranjeros”, declara el científico jefe de FAST, Nan Rendong.

Una estrategia a largo plazo por conquistar el espacio

La entrada en funcionamiento del FAST llega en medio de una temporada de hitos para el programa espacial chino. Si en agosto lanzaba su primer satélite de comunicaciones con tecnología cuántica, este mismo mes ponía en órbita el laboratorio Tiangong-2, que espera que sirva de primera piedra para su futura estación espacial a partir de 2018. En la segunda mitad de octubre, el programa chino de misiones tripuladas tiene previsto enviar una cápsula con dos astronautas a bordo que habitarán en el laboratorio en órbita durante un mes y llevarán a cabo diversos experimentos científicos. Y el año próximo espera enviar a la Luna una sonda que regrese con muestras de la superficie del satélite.

Con más de 40 experimentos científicos, la Tiangong-2 supone una gran oportunidad científica que se va a dejar notar en diversos campos desde la investigación cardiovascular a la comunicación cuántica. Está claro que China quiere liderar la investigación científica y tecnológica y no lo disimula. Allí donde hay un proyecto científico, allí hay científicos chinos luchando por estar en cabeza. Da igual que sea fisión comercial, clonación humana o el viaje a Marte.

En calidad de Afiliado de Amazon, obtenemos ingresos por las compras adscritas que cumplen los requisitos aplicables.

BuyBitcoinswithCreditCard
Tagged:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.