Messenger Kids, la aplicación de mensajería para niños Una APP para que los niños estén conectados durante la crisis

Messenger Kids, la aplicación de mensajería para niños
Bitcoin Exchange CEX.IO

En las circunstancias adecuadas, y con buena supervisión, Messenger Kids es la aplicación de mensajería para niños que puede ayudarlos a conectarse.

Messenger Kids de Facebook es una red social para niños que ya han superado los teléfonos inteligentes de juguete, pero que aún no están listos para entrar con seguridad a la red. Muchos niños seguramente lo  que quieren es Instagram o Whatsapp para poder actuar como los niños mayores.

Si bien Messenger Kids se puede usar de manera segura (los padres pueden ver todo lo que hacen los niños, controlar su configuración e incluso cerrar la aplicación de forma remota), Facebook recopila datos de los usuarios y la empresa claramente tiene un gran interés en capacitar a los usuarios jóvenes para las redes sociales.

¿Qué es la aplicación de mensajería para niños Messenger Kids?

Messenger Kids es una aplicación de mensajería gratuita creada por Facebook dirigida a niños menores de 13 años. Funciona de manera muy similar al Facebook Messenger normal, pero los padres son los guardianes: administras todas las configuraciones (como las notificaciones) a través del módulo Messenger Kids en tu cuenta de Facebook .

A diferencia de Messenger para adultos, Kids no tiene historias (collages de imágenes subidos por amigos), sino que mas bien ofrece muchos más filtros de fotos y tiene algunos juegos.

¿Cómo funciona Messenger Kids?

Los padres deben tener su propia cuenta de Facebook para configurar Messenger Kids. Una vez que descargues la aplicación Messenger Kids e inicies sesión, puedes agregar contactos para tu hijo a través de tu propia cuenta u optar por la función Supervised Friending, que permite que los niños elijan sus propios contactos (aún recibes notificaciones de los nuevos contactos que agrega tu hijo).

Friending supervisado también permite una mayor visibilidad dentro de la aplicación para ayudar a los niños a encontrar amigos más fácilmente. Para crear el perfil de tu hijo, agrega su nombre (puede ser un apodo), proporciona una imagen (que puede ser cualquier cosa) y elije si deseas agregar su sexo y fecha de nacimiento.

Los niños pueden usar la aplicación en su propio dispositivo o en el tuyo, pero recuerda: si los niños usan Messenger Kids en tu teléfono, tendrán acceso a todas las fotos y videos en tu dispositivo.

¿Qué pueden hacer los niños en Messenger Kids?

Una vez que tienen contactos, los niños pueden enviar texto, fotos, videos, archivos de audio y GIF. Pueden agregar filtros, similar a Snapchat, y pasar mucho tiempo decorando fotos y videos, jugando con filtros y dibujando cosas para enviar a amigos.

También pueden crear chats grupales (que no necesita aprobar) y hacer videollamadas.

¿Cómo configuro los controles parentales en Messenger Kids?

Facebook te brinda un Panel de control para padres en su cuenta de Facebook (haz clic o toca el ícono de Messenger y luego el nombre de tu hijo), donde puedes ver casi todo lo que deseas ver (los niños no pueden eliminar nada de lo que hacen, por lo que tienes acceso), que incluye una lista de contactos recientes, imágenes y videos recientes compartidos en chats, un historial de chat y una lista de contactos reportados y bloqueados.

También puedes habilitar el modo de suspensión, que evita que los niños usen la aplicación durante los horarios establecidos. La aplicación de Facebook ofrece algunos controles más en el Panel de control, como la capacidad de activar y desactivar el estado en línea de tu hijo, que la versión de escritorio.

Una cosa sobre la que no tienes control ni conocimiento son los chats de video. Los niños pueden decir o mostrar lo que quieran (y tú no podrás revisarlo), a menos que estés cerca para vigilar las cosas.

¿Para qué edad está bien Messenger Kids?

Aunque Facebook diseñó esta aplicación de mensajería para niños de 6 a 12 años, según las mejores prácticas de privacidad y recomendaciones generales para el uso de las redes sociales, expertos han calificado que Facebook Messenger Kids puede ser usado de manera independiente por niños mayores de 13 años.

Ahora, con respecto a niños más pequeños, con una cuidadosa configuración y supervisión de los padres, y una cantidad limitada de tiempo para usarlo, puede ser una forma divertida para que se conecten con familiares y amigos.

¿Están seguros los datos de mis hijos en Messenger Kids?

Aunque no hay anuncios ni compras, Facebook puede enviar encuestas para niños para responder. La política de privacidad de Facebook establece que recopila y almacena el contenido de los mensajes enviados por los niños y también monitorea el uso de su aplicación (como con quién contactan más).

Nadie sabe qué sucede exactamente con esos datos y qué tan seguros son, ya que Facebook comparte datos en sus diferentes plataformas y dice que usa todos los datos, incluidos los de los niños, para mejorar sus productos.

En teoría, los datos de tus hijos podrían seguirlos a Instagram, WhatsApp y otros productos de Facebook durante toda su vida.

¿Puede un extraño contactar a mi hijo en Messenger Kids?

Es poco probable, pero ha sucedido. En 2019, una falla en la aplicación, que se corrigió, permitió a los niños unirse a los chats grupales con personas que no estaban aprobadas previamente.

Al igual que Facebook, el objetivo de la aplicación es conectar a tantas personas como sea posible, y en tu panel de control verás muchos amigos potenciales que Facebook ofrece para que pueda conectar a tu hijo (incluidos los nombres de todos tus amigos que tienen cuentas de Messenger Kids  para sus propios hijos).

Es muy posible que puedas aprobar a un extraño haciéndose pasar por un niño porque pensaste que era un amigo. Puede haber otras fallas en el sistema de privacidad de Facebook que aún no se han detectado.

Una actualización de la aplicación que se lanzó en abril de 2020 en respuesta a las restricciones de refugio en el lugar ofrece a los padres la opción de permitir que los adultos, como un maestro o entrenador, agreguen a tu hijo a un grupo, como una clase o club, que podría incluir niños y adultos que tu hijo no conoce.

Puedes optar por esta función o aprobar solicitudes caso por caso.

¿Es seguro Messenger Kids?

Debido a que los padres aprueban y agregan todos los contactos, es relativamente de bajo riesgo en términos de chatear con extraños o encontrar contenido realmente dudoso. Algunos de los riesgos son comunes a todas las redes sociales.

Los niños, y sus contactos, pueden tomar fotografías de cualquier cosa, descargar fotos y videos al carrete de su cámara y compartirlos, por lo que no hay garantía de que todo lo compartido sea apropiado para niños o permanezca dentro de la aplicación.

Y, aunque los niños pueden bloquear y denunciar a otros niños, pueden ser invitados a un chat grupal que incluye un contacto bloqueado (aún no pueden comunicarse uno a uno).

En cuanto a si esta aplicación de mensajería para niños es saludable, o que los niños pequeños usen las redes sociales, esas son buenas preguntas. Si bien ciertamente puedes ver su beneficio al mantener a los niños conectados con parientes y amigos lejanos, especialmente durante períodos prolongados de estar en casa desde la escuela, la investigación acerca de cómo las redes sociales afectan la salud mental de los niños aún no es concluyente.

Algunos investigadores advierten que las adolescentes en particular son vulnerables a la comparación social que ocurre en las redes sociales y que el uso prolongado puede contribuir a la ansiedad. Pero si estás monitoreando cuidadosamente el uso de Messenger Kids por parte de tus hijos, es posible que puedas evitar esos problemas o detectarlos temprano.

¿Dónde descargo Messenger Kids?

Puedes ir al enlace de la app haciendo clic aquí

¿Cómo puede mi hijo usar Messenger Kids de forma segura?

Si Messenger Kids se usa como ruedas de entrenamiento con mucha interacción y discusión con los padres, podría haber algún beneficio en preparar a los niños para las aplicaciones sociales en toda regla.

Los controles regulares con tu hijo sobre cómo le está yendo y cómo son sus interacciones en las redes sociales, así como observar el comportamiento, pueden ayudar a que el uso de las redes sociales sea divertido y positivo.

Finalmente, si permites que tu hijo use Messenger Kids, presta atención a las actualizaciones de la política de privacidad de Facebook. Esos anuncios podrían significar cambios significativos en el control sobre el uso de la aplicación por parte de los niños.